La Orquesta Filarmónica de Jalisco continúa su temporada por Jalisco TV



La II Temporada 2020 de la Orquesta Filarmónica de Jalisco continúa al alcance de todos, a través de la señal de Jalisco TV y para su tercer programa, se presenta en un formato de cámara para interpretar un par de piezas de Mendelssohn y Beethoven que se transmitirán el próximo domingo 8 de noviembre, a las 12:00 horas, por Jalisco TV en el canal 17.1 de televisión abierta. Y por las redes sociales de Cultura Jalisco.

 
Durante la presentación de esta segunda temporada el titular de la OFJ, Jesús Medina Villarreal, recordó que a causa de la pandemia por COVID-19 y al no poder tener más de 35 integrantes sobre el escenario, el público podrá escuchar algunos repertorios que normalmente no se tocan “porque muchas veces a una orquesta de cámara le queda grande o a una orquesta sinfónica chico”. 

En primer lugar, el ensamble de cuerdas de la OFJ presentará el Octeto para Cuerdas en mi bemol mayor Op.20., compuesto por Félix Mendelssohn a los dieciséis años, en 1825. Está escrito para cuatro violines, dos violas y dos violoncellos, y el mismo Mendelssohn especificó en su momento que los intérpretes de esta pieza debían tener un concepto orquestal de la obra. 

El Octeto para Cuerdas está inspirado en unos versos del Fausto de Goethe; el Scherzo de esta pieza, posiblemente el más popular de la obra, es el origen de lo que después sería la obertura de “El sueño de una noche de verano”. 

La segunda parte se compone por el Septimino en Mi bemol mayor, de Beethoven, una obra de cámara para violín, viola, violoncello, contrabajo, clarinete, trompa y fagot. “Es cierto que hay mucha fantasía en mi septimino, pero hay tan poco arte. En aquella época yo no sabía aún componer, mientras que hoy creo que sí”, dijo el propio Beethoven sobre Septimino. 

Para Saber Más: 

El Octeto para Cuerdas se considera la pieza de música de cámara más perfecta de Mendelssohn. Era una ruptura total con todo lo oído hasta el momento. 

Beethoven nunca estuvo orgulloso de su Septimino, pero lo cierto es que desde su estreno en 1800, se convirtió en una de las partituras favoritas del público. El tercer movimiento es el más célebre de toda la obra y se hizo muy popular gracias a la serie de dibujos animados “Érase una vez el hombre”. 

Publicado por: oscar.gomez
Fecha de actualización: 04 de Noviembre de 2020 - 02:38 PM